Comparte esta noticia

Las nuevas tecnologías, clave del desarrollo del sector biotecnológico

Participantes en el evento realizado por AseBio y SAD

DIARIOFARMA  |    14.11.2022 - 14:23

“Las tecnologías disruptivas digitales están transformando la actualidad y su aplicación en el sector biotecnológico es una gran oportunidad para seguir aportando innovaciones en forma de soluciones para los grandes retos que tenemos como sociedad en los diferentes ámbitos del día a día”. Así lo ha asegurado Ana Polanco, presidenta de AseBio, en la presentación este lunes del documento elaborado entre esta entidad y la ASD (Asociación Salud Digital), en el que se recopilan las principales conclusiones del estado de las nuevas tecnologías disruptivas digitales.

Este trabajo recoge las reflexiones del grupo de discusión (Think Tank) puesto en marcha por el Grupo de Trabajo de Biotecnología y Nuevas Tecnologías de AseBio y la ASD. Este grupo nació con la misión de reflexionar sobre la situación actual de las tecnologías disruptivas digitales en el sector biotecnológico, y proponer acciones de mejora desde el ámbito público y desde el ámbito privado.

Según los expertos, “aunque el sector es receptivo y abierto a la utilización de estas tecnologías y hay oportunidades de financiación, aún hay pocas iniciativas que pueden servir como referencia y pocos datos de calidad disponibles”.

Igualmente, grupo concluye que, “aunque contamos con grandes profesionales e iniciativas “muy interesantes”, los conocimientos del mundo académico no están siempre conectados con el resto de los agentes económicos como las empresas, por ejemplo”.

En ese sentido, demandan “una mayor comunicación entre todos los agentes del sistema de innovación y así aprovechar esta oportunidad para ganar en competitividad”. “El valor de los datos a través de la inteligencia artificial permitirá a las compañías biotecnológicas avanzar más rápido y con mayor robustez, generando la evidencia científica necesaria en la investigación y el desarrollo de sus productos y servicios”, ha destacado Jaime del Barrio, presidente de ASD.

La pandemia es “un caso de éxito y referencia en el uso de estas tecnologías disruptivas, aunque todavía hay un potencial de desarrollo mayor”. La sociedad ha reconocido el gran potencial de las tecnologías disruptivas unidas al conocimiento y las herramientas proporcionadas por la biotecnología y que son clave para la prevención, el seguimiento, el descubrimiento de nuevos fármacos, así como para poder estar preparados para  emergencias  sanitarias o futuras pandemias.

Los expertos del Think Tank destacan en este documento el uso de estas tecnologías para el conocimiento del virus y predecir la evolución de la pandemia, aunque también una infrautilización de las tecnologías y un bajo grado de madurez por parte de los profesionales a lo que se suma un desconocimiento y un miedo a la pérdida de privacidad por parte de la ciudadanía.

La encuesta realizada desde AseBio para conocer la utilización de dichas tecnologías y entender mejor las barreras que encuentran las compañías, publicada en 2021, indicaba que, para los encuestados, las principales barreras se centraban en formación, falta de proveedores, falta de conocimiento de la tecnología o falta de desarrollo o madurez de la tecnología.

Los ocho expertos implicados en este documento concluyen que  “todos los agentes del sector pueden actuar y deben unirse para lograr reducir dichas barreras”. Desde el sector público se puede contribuir a potenciar la atracción, retención y creación de talento, por ejemplo. Las empresas podrían potenciar el emprendimiento donde se premie la innovación y se generen liderazgos en nuevos modelos de negocio de gestión del cambio. Por otra parte, las asociaciones del sector pueden crear políticas de apoyo para agilizar la regulación, organizar cursos formativos y consolidar su divulgación, todo esto para servir de nexo de unión entre todos los actores del sector.

Frente a la falta de información sobre el uso de los datos y sobre las oportunidades que ofrecen las tecnologías disruptivas digitales, los expertos proponen “más educación, difusión y divulgación, con un particular énfasis en los alumnos en grados de Ciencias de la Vida y Carreras STEM”. Además, es importante establecer “una regulación y una legislación adecuada para proteger los derechos de la sociedad, según refleja el documento”.

Para impulsar la transformación que supone la conexión entre tecnologías disruptivas y biotecnología, es necesario seguir impulsando la relevancia de este tema en  la agenda política. Una de las conclusiones de los expertos es que los programas propuestos desde las diferentes administraciones son insuficientes y tardíos, además de tener una adopción distinta en cada comunidad autónoma y un nivel de experiencia desigual. En definitiva, para mejorar el estado de las nuevas tecnologías en el sector biotecnológico en particular y en la sociedad en general, es necesario profundizar en una estrategia para su implementación y permanencia en el tiempo y contar con un presupuesto suficiente y dirigido de manera adecuada y ágil, según concluye la recopilación de conclusiones de AseBio y la ASD. 

“La revolución del cuidado de la salud y el bienestar apoyada en tecnologías disruptivas, no es una opción, sino una necesidad urgente e imprescindible”, remata del Barrio. “Por eso debemos seguir impulsando foros de análisis y debate  como el que ha realizado las conclusiones que hoy presentamos. Iniciativas como esta son imprescindibles para seguir facilitando soluciones innovadoras para los grandes retos que tenemos como sociedad”, se suma Polanco.

 


Síguenos en redes sociales



lineagris-494

guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments