Comparte esta noticia

Cabotegravir y rilpivirina comienzan a prescribirse con financiación pública

Celebración del acto conmemorativo en el Ministerio de Sanidad.

DIARIOFARMA  |    01.12.2022 - 19:02

El Sistema Nacional de Salud incluye, “desde hoy” la financiación pública de cabotegravir y rilpivirina, dos medicamentos inyectables, que permiten que personas que cumplen criterios de buen control virológico puedan pasar de tomar una o varias pastillas diariamente a recibir, seis veces al año, un pinchazo para tratar la infección. Así lo ha anunciado la ministra en el acto de conmemoración del Día Mundial del Sida, que ha tenido lugar en el Ministerio de Sanidad, en el que también ha participado el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska,

La llegada a España de esta combinación de medicamentos se hace con un retraso de casi dos años desde que se autorizase su comercialización en Europa supone el primer régimen completo de fármacos frente al VIH de acción prolongada inyectable.

El tratamiento, que fue presentando la semana pasada en España, ha sido desarrollado a través de una colaboración de dos compañías farmacéuticas, ViiV Healthcare y Janssen. El director general de ViiV Healthcare España, Ricardo Moreno aseguró que este tratamiento “ofrece a los pacientes españoles la oportunidad de cambiar su forma de tratamiento y mejorar aspectos de su calidad de vida".

Hasta ahora el tratamiento de elección es una pastilla que se administra diariamente de forma oral, que en ocasiones puede provocar problemas de toxicidades, olvidos o, incluso, estigmas. Ahora, a través de la combinación de dos fármacos, se administra por vía intramuscular, por parte de los profesionales sanitarios, cada dos meses, lo que supone seis veces al año. En su desarrollo han participado desde hace ocho años más de 600 pacientes españoles de 44 centros hospitalarios.

Este medicamento de acción prolongada basa su mecanismo de acción en un sistema de nanopartículas o nanocristales que permiten que, tras su administración a través de inyección intramuscular, la medicación se vaya liberando de manera gradual en el organismo, manteniéndose la concentración de los fármacos durante dos meses, momento en el cual deben ser administrados nuevamente.

Pacto social

Junto al anuncio de esta nueva incorporación al ‘arsenal’ farmacéutico frente al VIH, la ministra ha repasado las acciones puestas en marcha tras la creación del Pacto Social por la no discriminación y la igualdad de trato asociadas al VIH que ha dado grandes avances en la lucha contra el estigma.

Darias ha afirmado que ha sido una herramienta fundamental para conseguir eliminar los criterios excluyentes para el acceso a la Función Pública de las personas con VIH y ha agradecido al ministro del Interior el trabajo que se está realizando para eliminar referencias obsoletas y discriminatorias a las personas con VIH a las que se les impide prestar servicios de seguridad privada.

En su intervención, la ministra ha recordado que se cumplen 40 años desde el primer diagnóstico de VIH y que ahora es el momento de pagar la deuda histórica con el colectivo de personas afectadas y ha agradecido al tejido asociativo la colaboración con el Ministerio de Sanidad para dar pasos decisivos que acercan al objetivo de lograr que el VIH deje de ser un problema de salud para el año 2030 y dejar atrás la discriminación por esta causa.

Entre los objetivos del Ministerio de Sanidad para el año 2030, en sintonía con la ONU, está alcanzar los indicadores 95-95-95: 95% de personas con VIH diagnosticadas, de las que el 95% estén en tratamiento y al menos el 95% con carga viral indetectable. Además, se trabaja en un cuarto 95%, para que las personas tengan una buena calidad de vida y cero discriminación.

Para llegar a este objetivo, el Ministerio de Sanidad está dando importantes pasos entre los que Darias ha resaltado la implementación de la profilaxis preexposición (PrEP), ahora financiada para cualquier persona mayor de 16 años con riesgo de infección por VIH, ya disponible en todo el territorio y que ha sido prescrita a cerca de 15.000 personas.

A esto se añade la creación de la División de VIH, ITS, Hepatitis Virales y Tuberculosis, para favorecer el abordaje común de estas enfermedades y la publicación de un nuevo Plan de Prevención y Control del VIH y, por primera vez, también las ITS, para el periodo 2021-2030, alineado con las estrategias internacionales, y participado por las entidades sociales y científicas de nuestro país.

La ministra ha insistido en la importancia de las entidades locales en la lucha contra el VIH y ha mostrado su orgullo porque España sea el país con más entidades locales adscritas a la Estrategia Fast-Track City, con 181, y que han firmado tanto la Declaración de París como la Declaración de Sevilla, una declaración con nombre español, impulsada por ONUSIDA, ONUHABITAT, IAPAC y las Ciudades de París y Sevilla que pone en valor la participación de las personas con VIH en la toma de decisiones que les afectan.

En este sentido, el Gobierno de España se ha sumado a la campaña de ONUSIDA “Igualdad ya”, que insiste en la necesidad de acabar con las desigualdades económicas, sociales, culturales y legales que todavía hoy envuelven al VIH y al SIDA.

En el acto han participado también la directora de la División de Control de VIH, ITS, Hepatitis Virales y Tuberculosis, Julia del Amo; la directora ejecutiva de SEISIDA y profesora de la Facultad de Psicología de la UNED, María José Fuster; la investigadora científica del Centro Nacional de Epidemiología del Instituto de Salud Carlos III, Inma Jarrín; el director del Grupo de Investigación DECADE, Miguel A. Ramiro; el director ejecutivo de Apoyo Positivo, Jorge Garrido; y la presidenta de Cesida, Reyes Velayos.

 


Síguenos en redes sociales




guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments